© 2016 por la Asociación Aeroespacial de la ESIME Ticomán

March 30, 2018

Please reload

Recent Posts

Aniversario de la explosión del Challenger: la primera catástrofe aeronáutica ocurrida a la vista de todos

January 29, 2017

 

 

Apenas un minuto y trece segundos después de despegar se originó lo peor  el 28 de enero de 1986 a las 11:39 am, el segundo orbitador en el programa del transbordador espacial, el  Challenger, explotó dejando atónito al mundo entero. A más de 15 kilómetros sobre el océano atlántico, se convirtió en el fracaso mejor recordado en la historia espacial.

El 28 de enero de 1986, el Challenger se desintegró con sus siete tripulantes a bordo, el resultado fue catastrófico, como era de esperarse, toda la tripulación murió de manera inmediata al detonarse la explosión. Hoy, se conmemora un año más de la terrible tragedia en donde se perdieron las vidas de siete valiosos científicos y profesores.

Tripulación del STS-51-L: (fila de delante) Michael J. Smith, Francis Scobee, Ronald McNair;

(fila trasera) Ellison Onizuka, Christa McAuliffe, Gregory Jarvis, Judith Resnik.  || Fuente : NASA.

 

 

El lanzamiento se desarrolló durante una transmisión en directo por televisión nacional; miles de personas observaban atentamente, expectantes, el despegue del transbordador. Niños miraban entusiasmado el vehiculo espacial en donde iría a bordo su profesora, Christa Mcauliffe, la primera participante del flamante proyecto de la NASA “Maestro en el espacio”. Concurso que la convertiría en la primera civil que viajara en una misión espacial. Mcauliffe iría con el objetivo de realizar experimentos relacionados con cuestiones como las leyes de newton, la micro gravedad y el magnetismo, que se filmarían para emplearlos como material didáctico.

Fue así como este suceso se convirtió en la primera catástrofe aeronáutica ocurrida a la vista de todos.

 

Entre los testimonios que se tienen al respecto de esta tragedia está el de Hugh Harris, quien tenía entre sus deberes el proporcionar los comentarios del lanzamiento de las misiones del transbordador y que se encontraba en el cuarto de control el día del lanzamiento. Harris cuenta que justo al momento, la prensa, de manera frenética, comenzó a realizar copias de los vídeos de la explosión, sabiendo que estas serian confiscadas para su investigación. Observó cómo de manera casi inmediata cientos de periodistas empezaron a arribar y que incluso utilizaban visores nocturnos y radios para poder obtener la mejor información mientras intentaban recuperar los restos del trasbordador.

Hugh W. Harris escribió el libro "Challenger – An American Tragedy."

en conmemoración a lo sucedido. || Fuente : NASA

 

Cuenta también que el presidente Ronald Regan canceló su mensaje anual del Estado de la Unión que daría esa noche para en la tarde dirigirse a los estaunidenses a comentar lo ocurrido, siendo estas algunos de sus palabras: 

 

Nos hemos llegado a acostumbrar a la idea del espacio, pero quizás olvidamos que sólo acabamos de empezar, somos aún unos pioneros… habrá más vuelos de transbordadores y más tripulaciones y sí, más voluntarios, más civiles y más profesores en el espacio

 

Así reconocía Regan que este no sería el fin de las exploraciones espaciales.

Posteriormente, y de una manera eficaz, se descubrieron cuáles habían sido la causa del accidente. De todas estas, se mencionaran algunas:

 

-Aquella mañana, la temperatura estaba a tan sólo 2.2 °C; 8.33 °C más baja de la considerada normal. -Aquel frío hizo que las juntas teóricas (empaques en forma de anillo que evitan las fugas de combustible) perdieran rigidez y permitieran el escape de gases.

-Una fuga de hidrógeno se combinó con el oxígeno de la atmósfera causando una chispa que, sumadas al combustible del tanque, causó posteriormente una tragedia mayor.

 

Dos años después del incidente, se volvió a retomar el programa espacial de transbordadores. Cabe mencionar que no fue el único traspié del programa Shuttle; el transbordador Columbia también sufrió un siniestro en 2003.

 

Humo provocado por la explosión del transbordador espacial Challenger || Fuente : Nasa.

 

El Challenger completó nueve misiones antes de desintegrarse en su décima misión. Este fue el transbordador más utilizado entre los años 1983 y 1984, cuando se realizaron el 75% de las misiones al espacio. Con el Challenger se realizó la primera caminata espacial de la era de los transbordadores, se estudió el comportamiento de las hormigas en la gravedad cero, se llevaron ratas y monos para estudiar el comportamiento de los animales en el espacio y se probó el funcionamiento del laboratorio de microgravedad también conocido como Spacelab.

 

A pesar de la catástrofe y de que la nasa tuvo que interrumpir el programa por más de un año y medio, el Challenger fue útil como caso de estudio para ingenieros de todo el mundo, además de que se dedicó el tiempo necesario para poder corregir los errores y así poder evitar futuros accidentes. Hoy, 31 años después, los siete admirables tripulantes siguen en nuestra memoria. Este suceso siempre permanecerá en la historia como una prueba más de que, en efecto, la naturaleza es impredecible, sin embargo, aun estando expuestos a los comportamientos más aleatorios de la naturaleza, siempre tendremos la capacidad de perfeccionar la tecnología.

 

Despegue del transbordador espacial, 73 segundos después, se produjo su explosión. || Fuente : Nasa .

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Follow Us
Please reload

Archive
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square